martes, 21 de diciembre de 2010

De donde saqué el espiritu navideño

Yo soy como unos cascabeles en Navidad (bueno hace unos años que menos). La Navidad para mí es magia, no sabría muy bien como explicarlo, es algo irracional que me invade en esta época.
En casa siempre era momento de reunirnos, un día con unos, otro día con otros, otro día todos juntos... y unos despiporres con los amigos de mis padres! que en casa se solía hacer siempre en días señalados, y bueno en días no tan señalados. Pero para mi la Navidad era especial, porque eran muchos días seguidos de diversión y familia.
De donde vino eso? pues principalmente de mi madre, era una mujer muy detallista, le gustaba vestir la mesa, tener detalles con todos, pues a veces muy sencillos, comprarle a uno su plato favorito, a otro un buen cava porque le gustaba, a otro turrón de chocolate porque disfrutaba (esa era yo!)... siempre tenía detalles pero esos días se juntaban. También eran unos días donde parecía que todos los problemas se paraban, seguramente para ella no y probablemente eran más, pero se la veía disfrutar teniéndonos a todos bajo su techo, riendo y dándonos cariño.
Hay que decir que cuando yo empecé en la universidad, nos veíamos los fines de semana, y cuando más mayor el tiempo juntas era menos, y estaban también los viajes de negocios de mi padre, así que esos días nos tenía con ella a todos juntos. Y esa felicidad me la transmitió
Otro factor era mi abuelo (el cinéfilo, era mi abuelo más querido) hacía un belén que ocupaba toda una mesa, con reyes, pastores, un río, la fogata... tenía las figuritas, de piedra, todas guardadas en protecciones y dentro de unas cajas  para que no se rompiera ni una. Días antes de navidad me iba a su casa, era todo un acontecimiento, nos poníamos villancicos y montábamos el belén. Era una tarde especial para mí, porque la pasaba con mi abuelo, casi a solas (porque aparecía mi abuela a controlar que no nos pasáramos ensuciándole el suelo, ejeje), comíamos chocolate y nos reíamos.
De ahí mi espíritu navideño, hace unos años que mis espíritus se fueron, casi uno detrás de otro, y en estas fechas se echan de menos (algo más que durante el año), encima tener a mi familia lejos no ayuda mucho. Aunque conservo ese espíritu no es tan libre como lo era antes, aunque soy feliz de tener a mi propia familia, y poder celebrarlo con la de mi marido con la que no nos reunimos muy a menudo y a los que quiero mucho.
Así que me perdonaréis a los que no les guste la navidad, sé que no puede gustar a todo el mundo, pero para mi siguen siendo días mágicos (y si os fijáis en ningún momento he mencionado compras navideñas ni aglomeraciones, que es lo peor de este consumismo)
así que FELIZ NAVIDAD a todos!

12 comentarios:

  1. Para mi las navidades eran muy especiales. Cuando empezó a faltar la familia se hicieron muy tristes y ahora que la he aumentado son muy felices otra vez. Les echo de menos, eso está claro, pero ahora disfruto con mi Bichito y pronto lo haré con mi Embri.

    Felices Fiestas!!!

    ResponderEliminar
  2. Pues yo no tengo ni idea de dónde sale mi espíritu porque en familia nunca hubo entusiastas de la Navidad jaja

    ResponderEliminar
  3. En cierta forma, cuando somos pequeños, disfrutamos mas con estos días que se avecinan...reina mas la magia, entre la creencia de los reyes magos, Papá Noel... el ver que está toda tu familia reunida...todo hace mucho, pero cuanto más vas creciendo y viendo que no todo es de color de rosa en estas fiestas, se va descubriendo, por decirlo de alguna forma, esa cara oculta que tiene la navidad, que si faltan familiares que ya no están entre nosotros,la distancia entre la familia (si la hay) y luego, comerte la cabeza pensando qué regalar a esa persona,que hay que reconocerlo, es mucho mas fácil pensar que puede gustarle a un pequeñin o pequeñina, que pensar que regalar a una persona adulta, que dicho sea de paso, puede ser que tenga (o no) de todo... son muchas cosas las que te hacen que se te quiten las ganas...aunque ahora, con este bichito, te hace volver un poco a tener la ilusión perdida en el pasado,por estas fechas, pensando sólo en su carita de sorpresa al ver los regalos y romper los papeles...jejeje...es decir, su primera navidad, que el año pasado, apenas se enteró de nada...
    Por todo ello, quiero desearos a tod@s...Feliz Navidad!!

    ResponderEliminar
  4. Pues yo siento lo mismo, ya lo he dicho también en un post...ya no eran lo mismo, hasta que llegó Maria, que aunque no siguen siendo como antaño...de nuevo resurge la ilusión...y cada año será de distinto color,un besito y Feliz navidad!

    ResponderEliminar
  5. MI madre también era y es el espíritu de la casa.
    Cuando eramos pequeños era un acontecimiento montar el árbol de navidad y los adornos de casa.

    Luego cuando nos hicimos mayores parece que la cosa flojeaba un poco pero ahora con los enanos otra vez estamos dando guerra con el espíritu navideño.

    En mi casa mi marido es un poco soso pa esas cosas xq en sus casa son sosísimos con esos temas pero no pasa nada, para eso estoy yo.
    Que no falte la ilusión!

    Y eso que Boliche no se entera de todo, pero no importa, me gusta que lo vaya mamando desde el principio.

    FELIZ NAVIDAD A TODOS!!!!!!

    ResponderEliminar
  6. Te deseo una muy feliz navidad. Mi madre me dijo hace mucho tiempo que cuando uno se hace mayor y pierde a los que más quiere la navidad deja de tener sentido.
    Me alegra que a pesar de todo sigas disfrutando.
    En días como hoy me entristece que muchas personas (algunas cercanas a mi) utilicen estas fechas para chantajear y martirizar a quienes se suponen que quieren. Estoy triste, lo confieso, y espero que cuando se acerquen las fechas importantes se me pase.
    Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  7. A mi me encanta la Navidad y aunque tengo momentos en los que no puedo evitar sentirme triste pensando en todos los que faltan, por que he perdido a muchos seres queridos, pienso que también es una forma de recordarles y de seguir sintiendo aquello que nos hizo feliz en nuestra infancia. Por eso ahora cuando decoro el árbol con mi hijo me acuerdo de la emoción que sentía cuando por fin mis padres sacaban los adornos de Navidad, era una gran fiesta. Cuando mi hijo pone los zapatos el día de Reyes y ponemos leche y polvorones para los Reyes y agua para los camellos, y mi marido se bebé la leche por la noche mientras yo me zampo los polvorones, recuerdo a mis padres que hacían lo mismo por mi. Y cuando cantamos villancicos y cenamos en familia haciéndonos los platos favoritos de cada uno, recuerdo mis Navidades cuando mi madre hacía mi plato favorito para mi, sin importar que no fuera el plato típico de la fechas. Así que yo digo lo mismo que tu. Me gusta mucho la Navidad y no permito que ni el consumismo, ni ningún sr. Scrooge me la amarguen.

    Feliz Navidad a todos.

    ResponderEliminar
  8. Yo os dejo con una idea de lo más original para sorprender a vestros hijos esta navidad. Entra en http://www.youtube.com/watch?v=ZqMElGLfSbY y ve al Almacén de los Regalos Perdidos para personalizarlo con la imagen de tu hijo. ¡Espero que os guste!

    ResponderEliminar
  9. Para mi fue siempre una época especial y de ilusión, aunque ahora faltan seres queridos y se notan de falta, pues hay que disfrutarlas a tope! y eso es lo que recuerden mis hijas sobre mi¡¡¡que es la época del año que más me gusta!!!....Feliz Navidad!!!!!!!

    ResponderEliminar
  10. A mí siempre me ha encantado la Navidad, y más desde que hay niños en casa.
    ¡Feliz Navidad!

    ResponderEliminar
  11. No tengo hijos, pero así y todo el espíritu navideño está bien cerca (y eso que este año no sé qué ha pasado que aún no he sacado tiempo para montar el belén). Me gusta la Navidad, me ha gustado siempre y espero que así siga por mucho tiempo.

    Un fuerte abrazo a todas.

    ResponderEliminar
  12. Gracias a todas por compartir vuestra navidad conmigo!
    Belen no estés triste
    elisa, ahora me miro ese video
    Feliz navidad a todas!!!

    ResponderEliminar